guantes-médicos

¿Cómo elegir sus guantes médicos?

En el ámbito médico la higiene debe ser irreprochable. Sin embargo, también es un medio donde la transmisión de microbios y bacterias está a la orden del día. Por este motivo, es indispensable contar con el material adecuado. Los guantes estériles son los elementos de protección más comunes para los médicos. Existen diferentes tipos de guantes destinados a varios usos.

¿Para qué sirven los guantes quirúrgicos?

Los guantes médicos son materiales desechables fabricados con el objetivo de proteger a los profesionales durante sus procedimientos. Este material ha sido creado para cumplir con las estrictas normas de higiene en un entorno médico. Los guantes son empleados en consultorios médicos, laboratorios de análisis, hospitales, residencias de adultos mayores e incluso se encuentran en botiquines de primeros auxilios.

Estos productos se usan para proteger las manos contra los virus externos. Reducen los riesgos de contaminación que el contacto con la sangre y otros fluidos puede traer. También evitan la transmisión de gérmenes de un paciente a otro. Por esto, se recomienda altamente su uso en situaciones con riesgo de infección, ya sea química o física. Se sabe que los guantes deben cambiarse entre un paciente y otro para bloquear la propagación de bacterias. Por otra parte, su uso debe estar conforme a las indicaciones y precauciones estándares y de contacto.

Es importante en todo momento recurrir a este tipo de protección en todos los procedimientos médicos. La eficacia de los guantes quirúrgicos ha sido probada por varios estudios en clínicas. A pesar de todo, los guantes desechables no brindan una protección al cien por ciento, algunos podrían venir defectuosos. Además, el hecho de usar guantes no reemplaza el lavado de manos, lo cual ha sido desde siempre la mejor acción en términos de higiene.

Existen varios tipos de guantes especiales para cada uso. Por ejemplo, para los tratamientos cotidianos y de cirugía, la elección del guante no será la misma debido a las diferentes características de cada uno. Deberá hacer su selección teniendo en cuenta ciertos criterios de seguridad, confort y protección.

Los guantes médicos desechables

La elección de los guantes médicos no debe ser tomada a la ligera. Es necesario emplear los materiales adaptados a la práctica médica y verificar que se trate de la talla correcta. Un guante demasiado flojo podría provocar que los instrumentos se resbalen mientras que uno demasiado ajustado podría perforarse fácilmente. Le recomendamos considerar elementos como la resistencia, la comodidad y los riesgos de alergia al momento de decidirse por sus guantes médicos.

¿Guantes médicos empolvados o sin empolvar?

Un guante empolvado (normalmente con maicena) resultará fácil de colocar, pues la mano podrá deslizarse dentro de él. También facilitará la transpiración para llevar los guantes puestos más tiempo. Además, resultan ser más económicos. 

Por otro lado, los guantes no empolvados han sido pensados desde el principio para personas alérgicas al polvo. También pueden colocarse fácilmente al tiempo que brindan una sensación de bienestar. Un ejemplo de esto son los guantes de nitrilo sin polvo Abena , los cuales le asegurarán seguridad, confort y protección.

Los guantes han sido seleccionados bajo un estricto estándar de calidad y podrá encontrarlos en diferentes tallas : de x-small a x-large. Generalmente, los guantes no empolvados se recomiendan para prevenir cualquier reacción alérgica.

¿Cuál es la diferencia entre los guantes médicos estériles y no estériles?

Los guantes de uso médico pueden venir con o sin esterilización, pero siempre deben responder a la norma NF EN 455-1 y 2 y crear una barrera bacteriológica y viral entre el paciente y el profesional.

Un guante estéril cuenta con una buena resistencia a la tracción y logra una alta sensibilidad táctil. Los guantes estériles generalmente están compuestos de látex, pero existen en neopreno y vinilo. Se recomiendan para los procedimientos quirúrgicos, el diagnóstico médico o durante el parto. Sin embargo, su alta resistencia no significa que deban ser reutilizables.

Se aconseja cambiar de guantes cada 45 minutos con el fin de no dar paso a la aparición de micro-agujeros, los cuales podrían provocar una infección. En las operaciones de larga duración sería necesario un doble uso de guantes.

Los guantes no estériles se emplean para las manipulaciones con riesgo, durante los aseos íntimos de los pacientes, la toma de muestras de sangre, la limpieza de instrumentos, la colocación de infusiones o la exposición a sustancias peligrosas. Su particularidad es que el material resulta ser un buen aislante eléctrico y están hechos principalmente de látex, vinilo, nitrilo y PVC.

¿Cuál es el material de los guantes médicos?

La eficacia de los guantes de látex

Empleados no solamente en el ámbito médico, los guantes desechables de látex son bastante populares. Son conocidos por su alta calidad en términos de flexibilidad, elasticidad e impermeabilidad y se han convertido en una necesidad en materia de protección.

Los guantes de látex contienen varias propiedades que ofrecen un desempeño confiable y una protección contra las infecciones. La sensación de tacto al usar este material se aproxima a la real. Esto permite realizar movimientos más precisos y minuciosos.

Los guantes de nitrilo para las alergias

Los guantes de nitrilo son una buena alternativa a los guantes de látex , especialmente para quienes son alérgicos a este material. El nitrilo está fabricado con un polímero sintético, el cual cuenta con los mismos beneficios que el látex , pero con algunas ligeras diferencias. En GirodMedical le ofrecemos otras posibilidades de productos como guantes médicos de nitrilo pensados para que personas con alergias puedan encontrar su tipo de material adecuado. 

Este componente dispone de una mayor resistencia a la perforación, pero también una alta durabilidad, esto quiere decir que los guantes pueden permanecer mucho tiempo guardados en su caja sin que su calidad se vea alterada. Por cuestiones de seguridad, cuando uno de estos guantes se llega a perforar, el plástico se rasga completamente para evitar las pequeñas fugas y así, evitar su uso por completo. 

Algunos guantes de nitrilo pueden pueden venir empolvados para colocarse mejor, sin embargo, si lo pretendido es evitar las alergias, lo mejor sería buscar una opción de guantes de nitrilo sin polvo LCH. Además, las mangas vienen más largas para asegurar una protección, sobre todo al trabajar con sustancias químicas.

                                                       Guantes de nitrilo sin esterilizar sin polvo LCH

La resistencia de los guantes de vinilo

Compuestos de cloruro de polivinilo y plastificantes que suavizan el material, los guantes de vinilo desechables son una buena alternativa financiera. Además, son la opción más económica en productos de su tipo. En términos estéticos, los guantes son ligeramente transparentes y gruesos al tacto. Son empleados con frecuencia ya que no presentan ningún riesgo de alergia . Estos materiales también son muy resistentes a los pinchazos y cortes, para esto recomendamos los guantes de vinilo con polvo Abena, fabricados en PVC y disponibles en varios colores y tamaños.

Por otro lado, estos guantes no son recomendables para procedimientos de alto riesgo sino para situaciones donde la protección de las manos es un factor primordial. Encuentre en nuestro catálogo en línea nuestros guantes desechables de vinilo al mejor precio del mercado. 

Resumen del material de los guantes

 

Modelo de guantes                   Látex                  Vinilo                       Nitrilo
Ventajas
  • Reconocidos en el ámbito médico
  • Alta sensibilidad táctil
  • Ligero, elástico e impermeable
  • Alta protección contra infecciones y contaminantes
  • El más económico del mercado
  • Protege contra picaduras y cortes
  • Sin riesgo de alergia
  • Pensado para los alérgicos al látex
  • Destrucción del guante en caso de agujeros
  • Se conservan durante mucho tiempo
  • Mismas características del látex
Desventajas
  • Pueden ser alérgicos para ciertas personas
  • No recomendados para procedimientos de riesgo
  • Para usos de corta duración
  • Deben cambiarse con frecuencia
  • Material con menos elasticidad
  • Si vienen empolvados, pueden aumentar el riesgo de alergias

Por último, para exámenes ginecológicos, le ofrecemos dedales médicos de látex pensando en la protección del paciente y del profesional. Los materiales permitirán la examinación precisa en zonas delicadas. Estos dispositivos forman parte del equipo para la higiene y la prevención de infecciones. Es importante recordar que no existen guantes buenos o malos, sino más o menos adecuados según la práctica que desee realizar. En nuestro catálogo encontrará diferentes tipos de modelos que se ajustarán a todas sus necesidades. 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *